Labels

sábado, 25 de octubre de 2014

El efecto de un virus


El chikungunya ha afectado directamente la productividad del país y ha provocado la ausencia de cientos de estudiantes

Por Marga Parés Arroyo / mpares@elnuevodia.com
La cotidianidad del puertorriqueño se ha visto afectada por una enfermedad muy dolorosa y prolongada para la cual no hay vacunas y cuyo proceso de recuperación puede afectar negativamente la economía.

Además de provocar mayor ausentismo escolar,  el virus del chikungunya está ocasionado que trabajadores y profesionales de todos los niveles se ausenten de sus centros de trabajo, creando dificultades en las operaciones de empresas, pequeños negocios y el propio Gobierno, en fin,  trastocando todo el ecosistema laboral y económico.
Agencias como el Departamento del Trabajo y el Departamento de Salud aún no han medido el impacto directo e indirecto que ha traído y traerá esta enfermedad sobre el País. 
“No tenemos datos de las ausencias (provocadas por este virus), pero estamos contemplando incluir esa pregunta en la encuesta telefónica que hace Salud (Behavioral Risk Factor Surveillance System)”, dijo la doctora  Brenda Rivera García, directora del Departamento de Epidemiología del Departamento de Salud.
Sin embargo, la funcionaria admitió que son muchos los afectados y grande el efecto en la productividad laboral.
“Sabemos que hay personas que se han retirado por lo menos una semana de sus trabajos”, reconoció.
Rivera García recalcó, no obstante, que este era el comportamiento esperado ya que la población carece de inmunidad natural contra este virus, aparte de que tampoco hay una vacuna.
Solo el salario perdido, por cada episodio de chikungunya, se estima en $825.33, según cálculos realizados por el economista  José Alameda.
Costos directos e indirectos computados por Alameda advierten que la cifra sube a $1,365 por cada persona contagiada.
Bitácora
El Departamento de Educación (DE), lleva una bitácora sobre las ausencias entre su matrícula de estudiantes afectados.
Entre el 5 y el 22 de octubre se confirmaron 17 casos de chikungunya en el DE. Sin embargo, ya la agencia ha identificado 1,013 estudiantes con síntomas de la enfermedad, lo que ellos catalogan como aquellos con un cuadro de fiebre y dolor intenso en las articulaciones (especialmente en  manos y pies), además de dolor de cabeza, dolor muscular, inflamación de las articulaciones o sarpullido.
Mientras tanto, a finales de agosto, el DE anunció que tras una inversión de $126,000 le entregaron una botella de repelente a cada maestro. En total, se compraron 34,300 botellas.
Contagio mayor en San Juan.  Aunque toda la Isla ha sido afectada con la enfermedad, pues se ha confirmado al menos un caso en los 78 municipios, incluyendo Vieques y Culebra, la concentración mayor del contagio radica en San Juan.
“Probablemente por la densidad poblacional ya se han confirmado sobre 300 casos en San Juan”, comentó Rivera  García.
Además, ya se han confirmado más de 200 casos en otros tres municipios: Ponce, Bayamón y Carolina.
Hasta el pasado 30 de septiembre, Salud tiene registrados 13,224 casos sospechosos y otros 2,974 confirmados por laboratorio, pero la agencia reconoce que el número de afectados es mucho mayor.
Laboratorios
Ante la gran cantidad de muestras de casos sospechosos del virus que Salud  estaba recibiendo, entre otros factores que se tomaron en cuenta,  desde el pasado 1 de octubre, la agencia derogó una orden administrativa que le requería a laboratorios, proveedores y hospitales que procesaran muestras de sangre para detectar el virus y se las enviaran. Desde entonces, sólo se le están procesando muestras a ciertas poblaciones en riesgo, como infantes y personas con el sistema inmunitario debilitado.
Sin embargo, en otros renglones también se nota la cantidad de personas contagiadas y el efecto de esto. Por ejemplo, datos de la aseguradora Triple-S reflejan que entre los primeros tres trimestres de este año, los gastos de salud relacionados a esta enfermedad ascendieron a unos $100,000, aunque esto incluye tanto los diagnósticos de dengue como los de chikungunya.
“El costo de esas pruebas las absorbimos los laboratorios porque los planes médicos nunca pagaron la venopunción”, dijo José Sánchez, de la Asociación de Laboratorios Clínicos.
Sánchez reconoció que hay personas que han costeado de forma privada los laboratorios que detectan o descartan esta enfermedad. Aunque hay quienes han pagado sobre $500 por laboratorios cuyos resultados se procesan en los Estados Unidos, Sánchez indicó que hay laboratorios locales que la realizan por unos $80.
“La epidemia va a seguir creciendo. Esto no hay quien lo pare hasta que el pueblo coja inmunidad”, puntualizó.


0 comentarios: