Labels

jueves, 15 de septiembre de 2016

Cinco medicamentos comunes que podrían matarte

medicamentos
POR: AGENCIAS

 Es común tener medicamentos en casa para aliviar algún dolor o malestar causado por una enfermedad o para curar cualquier tipo de herida; muchos de ellos se consiguen fácilmente sin necesidad de tener una receta médica.

La mayoría de las personas ignoran que medicamentos tan comunes que alivian un simple dolor de cabeza o una gripe, puede afectar gravemente la salud provocando la muerte. Para evitar una tragedia es importante no auto medicarse y llevar un estricto control sobre las dosis que se consume.
El constante dolor y terrible sufrimiento que provocan las enfermedades hace que las personas aumenten el consumo de los medicamentos para disminuir los malestares, creyendo que con más pastillas que ingieran su enfermedad desaparecerá en instantes. ¡Cuidado!
Recuerda que tu salud y la de tu familia son muy importantes, antes de comprar cualquier medicamento de marca comercial investiga los componentes, las sustancias, los efectos y las contraindicaciones, entre mayor información obtengas, estarás más tranquila y segura de que estas cuidando el bienestar de los tuyos.
Toma nota de estos medicamentos:
1. Aspirina
También es conocida como ácido acetil salicílico, es usado para curar la fiebre, inflamación o cualquier dolor común de un resfriado. El ingerir de veinte a treinta gramos en una sola toma (adultos) puede producir enfermedades graves incluso la muerte o dejar daños permanentes, alterando el funcionamiento del hígado y riñones.
Los síntomas de una posible intoxicación son: mareos, zumbido de oídos, dolor de cabeza, visión borrosa, nauseas, dolor abdominal, dificultades para respirar, vómitos, sangrados entre otros. Si la dosis es exagerada puede provocar alucinaciones visuales y auditivas.
2. Paracetamol
Es un analgésico, que aparentemente es muy seguro, para aliviar el dolor o fiebre, sin embargo, si se ingiere en grandes dosis te lleva a la muerte o puede provocar graves afecciones en el hígado y riñones.
Este medicamento lo absorbe el cuerpo luego de treinta o sesenta minutos, sin embargo, cuando se tiene un mal funcionamiento hepático sin saberlo, produce un grave daño. Si hay una sobredosis el efecto dura de 10 a 12 horas, provocando una intoxicación hepática, edema cerebral, insuficiencia renal y hemorragias internas.
3. Ibuprofeno
Es un analgésico y antiinflamatorio, es ingerido para aliviar cualquier tipo de dolor leve muscular, dental o menstruales, además que es ideal para disminuir la fiebre, controla los dolores de la artritis y en ocasiones se usa para combatir el acné.
La sobredosis de este medicamento provoca ataques cardiacos, anemia, pérdida de audición, hipertensión, abortos y lleva a la muerte. Afecta gravemente el tracto gastrointestinal provocando hemorragias y úlceras.
4. Medicamentos con cafeína
Existen muchos tipos de medicamentos conformados con cafeína, entre los más comunes encontramos: aspirina plus, biodramina cafeína, cafiaspirina, doloframa entre otros. Son utilizados para aliviar un dolor de cabeza, menstrual o muscular.
Una sobredosis de cafeína puede alterar el sistema nervioso central provocando un paro cardio respiratorio, aumenta la presión arterial, produciendo ansiedad, irritabilidad, insomnio, sudoración, taquicardia y hasta generan ulceras gástricas.
5. Antidepresivos con aspirinas
La unión de estos medicamentos puede provocar una hemorragia anormal, provocan problemas arteriales y enfermedades cardiovasculares. Los más comunes para combatir el estrés son: La profiláctica, Valium, Mirtazapina, Valeriana, Prosanalgunas , son fáciles de conseguir sin receta.
El uso inadecuado de estos calmantes causan ansiedad, alucinaciones, delirio o psicosis, insomnio etc.
Todo el abuso del consumo de medicamentos afecta gravemente la salud, y si estos son combinados con sustancias como el alcohol o bebidas energizantes, provocan alteraciones cardiacas. Cuida la salud de tu familia, investiga las consecuencias y sí por algún accidente han ingerido más de lo usual, acude de inmediato al hospital.
Procura que estos medicamentos no estén al alcance de los niños y siempre observa la fecha de caducidad.

0 comentarios: